18 de Julio de 2014
Artículo de divulgación

Análisis económico – productivo de papa en la localidad de Monte Bello (Graneros, Tucumán) Campaña 2013

El trabajo abarca los aspectos generales de la producción de papa en Argentina, la Región y, específicamente, Tucumán. También aborda las características generales de la actividad como superficie y rendimientos y la dinámica del mercado con datos sobre comercialización y precios. Finaliza con algunas conclusiones para completar el análisis económico - productivo del cultivo.

Compartir
+A -A

Producción. Aspectos generales

Argentina cuenta con alrededor de 80.000 hectáreas de papa con una producción de 2.100.000 toneladas. Entre las principales provincias productoras encontramos Buenos Aires, Córdoba, Tucumán y Mendoza.

La provincia de Tucumán concentra alrededor del 80% de la superficie cultivada por papa en la región NOA. La producción que se realiza en la provincia es la denominada “temprana”, localizándose principalmente en áreas protegidas de heladas de los faldeos orientales del Aconquija (sur de la provincia) y zonas aledañas de la provincia de Catamarca, coexistiendo con la caña de azúcar, citrus y otras hortalizas. En el caso de la producción tardía, las zonas de producción  se ubican en el departamento de Tafí del Valle y los Valles del Aconquija.

En la región se cultivan alrededor de 9.000 hectáreas de papa, de las cuales 1.500 corresponden a semilla, las que se distribuyen entre Catamarca y Tucumán,  el resto de las hectáreas corresponde a papa para consumo.

El caso particular del presente estudio, se localiza en la localidad de Monte Bello, situada en el departamento de Río Chico. Sus características agropecuarias son coincidentes con lo descripto precedentemente.

La variedad utilizada es Spunta (el 90% de los productores tucumanos utilizan ésta variedad) y la papa semilla es originaria de Las Estancias (provincia de Catamarca). El ciclo del cultivo va desde fines de junio hasta fines de octubre (120 días aproximadamente).

En los meses restantes, es una práctica común entre los productores, completar con otros cultivos tales como maíz para choclo y zapallo.

Otra práctica entre productores con mayor capacidad económica es la de trasladarse a la zona de Las Estancias (provincia de Catamarca), Tafí del Valle (provincia de Tucumán) u otros lugares, a producir papa semilla.

Para la evaluación económico-productiva se tomó como modelo un productor promedio y que representa a los demás productores de la zona. Generalmente se caracterizan por ser emprendimientos familiares, cuya administración y gestión es realizada por ellos mismos. La mayoría de ellos viven de la actividad agrícola, y en algunos casos los ingresos familiares son complementados con otros de distintos orígenes (público, privado).

 

Características generales de la actividad productiva

La superficie destinada al cultivo bajo análisis abarcó 5 hectáreas. Durante la etapa de siembra, la misma se caracterizo por ser realizada en forma combinada: manual y sembradoras, utilizándose para ello papa picada. El riego es realizado con agua que proviene de acequias y mediante turnados; la tecnología aplicada se basó en aspersión y de ensamble.

El rendimiento obtenido alcanzó a 1000 bolsas por hectárea, con una capacidad de 26 a 28 Kg. por bolsa

La mayor parte de los productores reciben asistencia técnica proveniente de organismos nacionales (INTA, Programa Cambio Rural, entre otros), y junto a tecnologías que vienen transmitiéndose de generación en generación, manejan sus sistemas productivos tratando de reducir el riesgo ante la toma de decisiones incorrectas durante el ciclo productivo lo que afectaría sensiblemente la rentabilidad del sistema.

Es importante destacar que de los costos variables, el 46% corresponde a la adquisición de papa semilla y, junto con lo destinado a la compra de fungicida, representan alrededor del 60% de los costos variables de la campaña.

Con respecto a las tecnologías utilizadas por éste productor modelo y en comparación con las recomendadas por INTA, debe remarcarse la necesidad del uso de fertilizantes en dosis apropiadas, como así también en la aplicación de fungicida. En el caso particular evaluado, se pudo observar un mayor uso de éste último producto, decisión tomada como consecuencias de razones climáticas (exceso de humedad y temperaturas altas para la época del año) imperantes en esos momentos, que ponían en riesgo la producción. En cuanto al no uso de fertilizantes observado, esto obedeció principalmente por razones económicas de parte del productor.

 

Dinámica del mercado

La comercialización tucumana de papa se realiza entre los meses de julio y diciembre, caracterizándose la misma por ser de manera dinámica y rápida ya que las temperaturas de esos meses no ayudan a la conservación de dicho tubérculo por un tiempo prolongado.

En cuanto a los canales de comercialización utilizados de manera más frecuente es la venta de las bolsas de papa en el mismo campo de producción. Sus destinos son diversos: Mercofrut (Tucumán), comercios de la zona, provincias aledañas tales como Catamarca, La Rioja, San Juan, Mendoza, Buenos Aires, entre otros.

A nivel país, el principal centro comercializador es el Mercado Central.  Durante el año 2013, ingresaron alrededor de 309.431 toneladas de papa (11.56% mas que el 2012). La región con mayor oferta registrada fue el SE Buenos Aires, seguida por Córdoba y Tucumán.

De acuerdo a los registros del Mercado Central de Buenos Aires, en el caso particular de la provincia de Tucumán, el mayor volumen enviado de papa se realizó en el mes de noviembre con 12.633 toneladas (variedad Spunta). Las variedades comercializadas fueron: Atlantic, Iinnovador, Kennebec y Spunta.

En cuanto a la dinámica de la oferta de papa a lo largo del año,  los meses de mayor volumen son de junio a septiembre, aunque la estacionalidad no es tan marcada como sucede en otros cultivos.

En cuanto a los precios promedios a los que se llego a comercializar el kilo de papa en el Mercado Central, el mismo tuvo su mayor pico ($ 2.88/Kg) en el mes de noviembre (mes durante el cual tuvo el mayor volumen enviado por Tucumán), mientras que en los meses de julio y agosto se alcanzaron los menores valores ($ 1.00/kg).

Es de hacer notar que en general los mejores precios se registraron entre octubre y noviembre, siendo Tucumán la provincia que logró el mejor precio por kilo de papa ($2.97 y $2.94 el kilo por mes respectivo).

 

Conclusiones

Durante el 2013, el sector productivo pudo ofrecer papa a los distintos mercados sin grandes altibajos. Las diferencias de rendimientos observados en las distintas zonas productoras, obedeció a variables climáticas como probablemente sucederá éste año.

También se pudo observar que en los costos incurridos, el de mayor importancia es del concepto de papa semilla.

Por tratarse de una superficie pequeña y con mano de obra familiar en la gran mayoría de las etapas de producción y cosecha, dicho concepto no es considerable en el total de los costos directos.

Las perspectivas en cuanto a rendimiento para el presente año están muy relacionadas con la situación climática que está atravesando la provincia, que sin duda será un factor relevante al final de la campaña. Así mismo, el costo de los insumos y de los combustibles será otra variable relevante a tener en cuenta al momento de analizar la rentabilidad de la misma.

Referencias

Áreas geográficas alcanzadas
    • Argentina
    • Tucumán
    • Graneros