31 de Octubre de 2014
Noticia

Aportes del INTA para la conservación, uso sostenible y desarrollo de los recursos genéticos forestales

El Dr. Fornes de la EEA Famaillá forma parte de una red latinoamericana de expertos en la temática. Reunión en Santa Cruz, Bolivia.

Integrantes de LAFORGEN en la reunión de Santa Cruz, Bolivia.
Compartir
+A -A

Los recursos genéticos forestales (RGF) son el material hereditario de las especies de plantas leñosas y árboles, que tienen un valor social, cientí­fico, ambiental o económico real o potencial y constituyen el punto de partida para la propagación, producción y conservación. La diversidad genética de cada especie es la base fundamental para su evolución y adaptación al cambio climático, por lo que su conservación es vital para mantener los sistemas socio-económicos y el desarrollo sostenible. Diversos informes internacionales muestran que los RGF se están perdiendo en forma alarmante en el mundo por la degradación de los bosques y el incremento de la frontera agrícola.

En ese marco se creó la Red Latinoamericana de Expertos en Recursos Genéticos Forestales (LAFORGEN), formada por representantes de Argentina, Brasil, Perú, Ecuador, Cuba, Chile, México, Colombia, Bolivia, Costa Rica y España. El INTA es uno de los integrantes de nuestro país con la participación del Dr. Luis Fornes de la EEA Famaillá.

La red se reunió del 13 al 17 de octubre de 2014 en Santa Cruz de la Sierra, Bolivia. El objetivo fue revisar y aportar actividades para la implementación del recién adoptado “Plan de acción mundial para la conservación, la utilización sostenible y el desarrollo de los recursos genéticos” (PAM), creado a partir de un informe de la FAO de este año.

En el encuentro, cada uno de los asistentes hizo aportes desde sus conocimientos y experiencias en la temática. El Dr. Fornes del INTA expuso los trabajos sobre el uso y conservación de los RGF en las diferentes zonas fitogeográficas de Argentina desarrollados desde la Institución. “Siempre anteponiendo como marco la Ley 26.331 de ordenamiento territorial de bosques y los trabajos en red con países con los que compartimos ecosistemas. La base fundamental de nuestra propuesta es el trabajo participativo con las diferentes comunidades y las acciones de transferencia de innovaciones”, señaló el especialista.

Finalmente, los representantes de los diferentes países identificaron actividades concretas para la implementación del PAM en los próximos años. Los principales temas propuestos para diagramar herramientas en la Región fueron: indicadores de diversidad genética y estrategias de conservación in situ y ex situ.

Para llevarlo adelante, los expertos plantearon como necesario que la red facilite la interacción de los diferentes países para conocer el estado de los recursos genéticos en cada país, región e, incluso, en todo el continente. Además, que favorezca los nexos entre investigadores e instituciones para la realización de estudios regionales en proyectos conjuntos. Por último, que ponga a disposición de profesionales forestales y tomadores de decisiones herramientas que ayuden a diseñar e implementar políticas de conservación y uso sustentable en la materia.

De esta manera, los asistentes consideraron que la Red puede fortalecer las capacidades locales de productores y comunidades indígenas para desarrollar acciones de conservación de sus recursos. Para ello, se debe impulsar la capacitación de asesores técnicos que intervienen de manera directa o indirecta sobre los RGF y fomentar la inclusión de la conservación y uso sostenible de los RGF en las currículas de los estudios de pre y postgrados relacionados con la temática.

Referencias

Localización geográfica:
    • Bolivia
    • Santa Cruz
Personas mencionadas: