10 de Noviembre de 2017
Noticia

Desarrollo de capacidades técnicas para el fomento del Turismo Rural en Catamarca y La Rioja

En el INTA Catamarca se llevó a cabo el taller sobre desarrollo de capacidades técnicas para el fomento del turismo rural, con participación de técnicos e interesados de las provincias de Catamarca, La Rioja y Santiago del Estero, organizado por la línea “Promoción del desarrollo local a través del turismo rural” del proyecto regional Aportes para el desarrollo sustentable del valle central y Este del INTA Catamarca y con la colaboración del programa ProHuerta, la Fundación Loma Negra y la Subsecretaría de Agricultura Familiar.

Compartir
+A -A

El objetivo del encuentro fue brindar herramientas conceptuales, de análisis y metodológicas que permitan a los técnicos autoevaluar, analizar y proyectar su intervención en el territorio, sumando aportes y criterios para viabilizar el desarrollo de emprendimientos turísticos rurales de base comunitaria, con vistas a la sustentabilidad de los mismos. Las temáticas abordadas fueron el territorio y sus actores, el territorio y el turismo, el rol de los técnicos.

El taller fue facilitado por Analía García y Anabel Soria de la Subsecretaría de Agricultura Familiar, delegaciones de Río Negro y Buenos Aires, respectivamente.

En la apertura, el director del INTA Catamarca, Rafael Caeiro agradeció la presencia de las facilitadoras quienes se destacan por su experiencia en turismo rural y remarcó que “el INTA viene trabajando desde hace tiempo en los proyectos con enfoque territorial a través de los cuales buscamos integrar acciones de investigación y de extensión para atender las demandas, oportunidades y desafíos que tienen los distintos territorios. Como parte de los desafíos el turismo rural es una de las herramientas que tenemos que potenciar para el sector rural y para promover la diversificación productiva en el caso de los productores agropecuarios. Como así también para unir a todos a los actores de la cadena y que se comuniquen con todos los mercados para comercializar los distintos productos de nuestros territorios”.

Por su parte, Anabel Soria comentó que “la demanda surge de las organizaciones del territorio que trabajan en turismo y faltaba el turismo rural y sobre todo para aquellos que no vienen de esa formación y lo hicimos regional e interinstitucional. La idea es brindar herramientas para abordar el turismo con los que no cuentan con la formación, en base a experiencias que se vienen desarrollando. Se trata de un intercambio de trabajo y lo que nosotros utilizamos para atender ciertas demandas del territorio”.

El turismo rural

Se trata de una actividad complementaria de los agricultores familiares, campesinos e indígenas que se vienen consolidado en los últimos años, logrando unificar diversos procesos productivos armónicamente y ordenados en la oferta turística. Desde dicha organización es posible generar arraigo de los jóvenes que se insertan en alguno de los servicios ofrecidos, la participación activa de las mujeres (que a su vez forman el mayor porcentaje de mano de obra en turismo rural) y la redistribución equitativa de los ingresos mediante el fortalecimiento de una economía social que permite que los ingresos de los turistas queden en el territorio.

Para el desarrollo de la actividad, es necesario que desde los ámbitos públicos se asista y acompañe a aquellos grupos (o potenciales, formalizados y no) que trabajan turismo rural de forma tal que logren ofrecer un servicio de calidad y acorde a los objetivos que se planteen.

La formación de los técnicos que acompañan dichos grupos es fundamental para alcanzar esos objetivos y, teniendo en cuenta que las provincias de Catamarca y La Rioja presentan potenciales corredores turísticos que aún no están desarrollados o asistidos desde las diferentes instituciones públicas.

Referencias

Localización geográfica:
    • Argentina
    • Catamarca
Personas mencionadas: