15 de Marzo de 2021
Noticia

El gusano del tomate: un problema para los huerteros en el verano

Estos insectos afectan de forma negativa diversos cultivos. En esta nota se sugieren distintas estrategias de control

Fotografía: Micaela Berger (Winifreda, La Pampa)
Compartir
+A -A
Autores
,
Edición: Área de Comunicación EEA Anguil

En los últimos días y asociado al daño que provocó en cultivo de tomate, las consultas han girado alrededor del llamado gusano del tomate, o gusano cornudo. Se trata de la especie Manduca sexta Lepidóptera (mariposas en general) americana, de la familia sphingidae.

 

Durante su estado larval se alimenta de papa, tabaco, tomate y otras plantas de la familia Solanaceae, y en su estado adulto consume néctar de algunas flores. Su ciclo vital dura en total 30 a 50 días y comprende 5 estadios principales: huevo, larva, pre-pupa, pupa y adulto.

 

En el tránsito hacia el estadio de pupa, la larva sufre 5 mudas (ecdisis), con estadios intermedios. La larva pasa por un estado conocido como pre-pupa en donde el insecto disminuye de tamaño, para posteriormente hacer metamorfosis en pupa, estado en el que se mantendrá por 18 días aproximadamente, y en donde se formarán las principales estructuras que se encuentran en el adulto. Finalmente la pupa emerge como una polilla adulta.

 

El adulto mide de 8 a 11 cm de expansión alar, la coloración de alas anteriores es pardo grisácea, las posteriores presentan bandas oblicuas blancas y negras, y en el abdomen presenta seis pares de manchas amarillo-anaranjadas. Cada hembra produce entre 100 y 300 huevos. Los huevos son esféricos de 1,5 a 2 mm de diámetro, verde amarillento y los ponen en la cara superior de las hojas.

 

Las larvas son de 7 a 9 cm de largo, de color verde con 7 bandas blancas oblicuas en los laterales y espolón rosa en el dorso del extremo abdominal. Las pupas son de color café, de 5 a 7 cm de largo. Empupa en el suelo, dentro de una cámara pupal. La hembra, entre octubre - noviembre y durante la noche, coloca los huevos individualmente en el envés o haz de las hojas superiores de la planta.

 

Las larvas pasan por cuatro estadios y para empupar cae al suelo, se entierra a pocos centímetros, construye una celda, empupa y a los 15 - 20 días emerge el adulto. Se calcula que presenta tres generaciones anuales.

 

Existen varias estrategias de control. Respecto del control biológico del gusano del tabaco (Manduca sexta) este lepidóptero tiene varios enemigos naturales que se pueden utilizar como agentes de control biológicos. Entre ellos están las avispas Polistes spp, Trichogramma spp, Cotesia congregata y Hyposoter exiguae.

 

El hongo entomopatógeno Bacillus thuringensis es un buen agente de control biológico contra el gusano. En el manejo y control químico de este insecto algunos ingredientes activos utilizados son: azadiractina, azinfos metílico, permetrina, entre otros. Aunque no recomendamos estos productos en ámbitos urbanos o periurbanos. Para la aplicación de cualquier ingrediente activo en otros ámbitos se debe consultar a un especialista, dado que son productos tóxicos.

 

Otra posibilidad de control es recolectar (individuos adultos en actividad- comiendo- o en el envés de las hojas) 3 o 4 gusanos y poner a macerar con hojas de tomate u otra solanácea presente en la huerta y luego, de 2 o 3 días de fermentación, pulverizar sobre el cultivo. Esta preparación funcionará como antialimenticia para los individuos que queden en el cultivo y que no hayamos podido recolectar.

 

Bibliografía consultada:

 

www.sinavimo.gob.ar/manduca_sexta

https://agroproductores.com/manduca-sexta

 

 

Para más información:

melis.alejandro@inta.gob.ar

Referencias

Localización geográfica:
    • Argentina
    • La Pampa
    • Ciudad de Santa Rosa
Personas mencionadas: