17 de Septiembre de 2019
Noticia

El INTA y la exportación de harina de soja a China

Luego de 20 años, Argentina logró la apertura del mercado de la harina de soja en China. El investigador del INTA Pergamino, Bernardo Iglesias, fue convocado por el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación para participar de la misión técnico-comercial que dio lugar al acuerdo. El potencial de este mercado podría llegar a las 5 millones de toneladas.

Compartir
+A -A
  •  

     

    Luego de 20 años, Argentina logró la apertura del mercado de la harina de soja en China. El investigador del INTA Pergamino, Bernardo Iglesias, fue convocado por el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación para participar de la misión técnico-comercial que dio lugar al acuerdo. El potencial de este mercado podría llegar a las 5 millones de toneladas. 

    iglesias2.jpg

    Argentina exporta harina de soja por unos 10.000 millones de dólares por año, lo que representa casi el 70 % de las ventas en valor del complejo sojero. Actualmente, el país vende a China sólo grano y aceite de soja dado que desde el 2014 este país comenzó a exigir un protocolo sanitario específico a los países proveedores de harinas proteicas. El 60 % de las ventas de harina de soja van a Asia, con Vietnam como principal comprador. Menos de un 40 % va a Europa. Si bien las importaciones chinas de harina de soja fueron solo 30.000 toneladas en 2017/2018 desde otros orígenes, la firma de este protocolo abre un mercado potencial que podría llegar a 5 millones de toneladas según fuentes de la industria*.

    Invitado por el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, ante un auditorio de 30 empresarios y productores de aves, cerdos y de alimentos para mascotas, los más grandes de China, Bernardo Iglesias explicó las características de la harina de soja HiPro para nutrición de aves y cerdos y los controles de calidad que se hacen a estos productos. De esta misión también participó el presidente de la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (CIARA), Gustavo Idígoras, y por la Asociación Argentina de Grasas y Aceites (ASAGA), su presidenta, Ángela Orlando, y tesorera, Verónica Vicco.

    El especialista expuso en torno al efecto de factores antinutricionales presentes en la soja sobre el desempeño de las aves y el contenido de nutrientes, energía metabolizable y digestibilidad de aminoácidos que tienen las harinas de exportación y los productos derivados del poroto de soja cosechados en los campos argentinos y que son destinados a la nutrición de aves y cerdos.

    Entre los principales productos de la soja que se destinan a la nutrición animal están el poroto de soja integral con todo su aceite –tal como sale de la planta—, que se calienta para bajar los factores antinutricionales. Por otro lado, el expeller de soja, que básicamente se obtiene luego de la extracción de aceite a través de una prensa, el aceite y también están las harinas de soja a las cuales se les extrajo el aceite con solvente. Esta última es probablemente la mayor fuente de proteína vegetal ampliamente utilizada en todo el mundo, que se caracteriza por poseer altos niveles de proteína, y un extraordinario balance de aminoácidos, lo que le da un alto valor nutricional.

    "La calidad de harina de soja para la exportación o harina de soja Hipro, desde el punto de vista nutricional, es la harina con más proteína –más de 46,5 % de proteína cruda—. En tanto que la harina de soja Lowpro o común es la que no llega a tener 46,5 % de proteína, la que queda para consumo interno", señaló Iglesias.

    Y agregó: "Nuestra finalidad fue mostrar las bondades de este producto argentino, y que la harina de soja Hipro, no tiene nada que envidiarles a las harinas de soja de EEUU y Brasil".

    iglesias1.jpg

    Desde hace más de 40 años, el INTA Pergamino ha caracterizado ingredientes destinados a la nutrición de aves y cerdos y mantenido actualizada las tablas INTA de ingredientes para conocer la evolución de los distintos ingredientes a lo largo de los años.

    En la década del 80, los ingenieros Bonino, Schang y Azcona, comenzaron con la caracterización de ingredientes destinados a la nutrición de aves y el ingeniero Cortamira en aquellos destinados a cerdos.

    "En la actualidad somos referentes a nivel nacional en lo que es caracterización de ingredientes destinados a la nutrición de aves", concluyó Iglesias.

    El acuerdo para la apertura del mercado de la harina de soja fue firmado en Beijing por el embajador de Argentina en China, Diego Guelar, y el viceministro de la administración general de aduanas del país asiático, Zhan Jiweng, y formalizado por el Ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Luis Miguel Etchevehere, y el embajador de China en la Argentina, Zou Xiaoli. Desde hace 20 años, Argentina busca exportar harina de soja a China. 

     

    *Datos aportados por Karina Casellas, directora del Centro De Investigación. Centro de Investigación en Economía y Prospectiva (CIEP).

Para más información:

Bernardo Iglesias - iglesias.bernardo@inta.gob.ar

INTA Pergamino

Karina Casellas - casellas.karina@inta.gob.ar

INTA CIEP

Guillermo Sánchez - sanchez.guillermo@inta.gob.ar

Gerente de Relaciones Institucionales  

Referencias

Localización geográfica:
Personas mencionadas: