09 de Octubre de 2017
Noticia

Estudio de Plantas Nativas Medicinales para su producción en el Periurbano

Existen en el país numerosas especies nativas que constituyen una importante fuente de productos vegetales, que son utilizadas tradicionalmente como plantas aromáticas, medicinales, tintóreas, edulcorantes, etc. Muchos de estos recursos presentan potencial económico y si bien no se comercializan en sus áreas de distribución, son objeto de una constante extracción de su hábitat natural para uso directo, reduciendo notablemente su población.

Bauhinia forficata (Pata de vaca)
Compartir
+A -A

Es de destacar, que la falta de cultivo de plantas medicinales pone en peligro los requisitos de seguridad, calidad y eficacia solicitados por la Organización Mundial de la Salud (OMS), así como su conservación ante la indiscriminada recolección.

En base a esta problemática surge la necesidad llevar a cultivo especies nativas medicinales, para asegurar el abastecimiento a los consumidores de medicamentos herbarios de calidad, seguridad y eficacia. Y, asimismo, otorgar al pequeño productor alternativas de cultivo para la diversificación de su producción.

Es por este motivo que, desde la Estación Experimental Agropecuaria AMBA del INTA junto al CONICET se aprobó una Beca Doctoral para llevar adelante un proyecto de investigación que tiene como objetivo el estudio de plantas nativas medicinales para su producción en el periurbano.

La Becaria Virginia Fuentes Baluzzi, quien estará a cargo de llevar adelante este proyecto comentó: Este proyecto fue armado y organizado por Jacqueline Bereterbide, coordinadora del Proyecto Regional Territorial Oeste del INTA AMBA, y co-directora de la beca conjuntamente con el  Gustavo Lattanzio, responsable de la Agencia Moreno, junto dos investigadores del Centro de Investigación de Recursos Naturales (CIRN) del INTA, Renee Fortunato directora de la beca y referente de Innovación Tecnológica del Instituto de Recursos Biológicos (IRB) y Hernán Bach Jefe de grupo de Aromáticas y Medicinales. Y será llevado a cabo personalmente en la Agencia de Extensión Moreno.”

La propuesta de este proyecto es iniciar con la introducción a cultivo de plantas nativas con antecedentes de uso medicinal en el periurbano para su futura producción. Para lo cual, se seleccionaron especies con antecedentes de uso como la “Cola de Caballo” Equisetum giganteum L. (diurético, antidiarreico, etc.), “Carqueja” Baccharis spp. (digestivo, hepático, etc.) “Pezuña de vaca” Bauhinia forficata Link. subsp. pruinosa (Vog.) Fortunato & Wunderlin (hipoglucemiante) y “Poleo” Lippia turbinata Griseb. (digestivo, antimicrobiano, etc.).

Entre las actividades a realizar se encuentran el manejo para el cultivo de las especies mencionadas, empezando con la caracterización en el sitio de origen, del desarrollo y arquitectura (forma) de las plantas, características del suelo, clima, condiciones y adaptaciones de crecimiento, métodos de propagación natural, etc. Continuando con la colecta del material vegetal: plantas vivas, semillas, esquejes y/o rizomas, además de ejemplares de herbario, para comenzar con la propagación en parcelas de experimentación.

Se tendrán en cuenta cuestiones de manejo como: marco, densidad y métodos de plantación, adaptación a cultivo según comportamiento y características de las especies, los momentos de cosecha, regeneración del órgano de utilidad postcosecha, etc. Además, se evaluará la calidad fitoquímica de las plantas introducidas a cultivo. Asimismo, se realizarán encuestas semi-estructuradas en farmacias y dietéticas para conocer las especies en uso en el ámbito del periurbano (básicamente de los territorios Oeste y Norte, zonas de influencia del INTA AMBA), y a productores flori-hortícolas, para tener un diagnóstico de la diversidad de cultivos y evaluar la posible introducción de nuevas especies con usos medicinales.

Asociado a los resultados anteriores, se realizarán estudios de control de calidad de las principales plantas medicinales que se expenden, mediante técnicas de determinación morfológica y anatómica, estudio de polvo, disgregados y cortes y coloraciones de las partes en uso.

Por otra parte, Fuentes destaca que los estudios previos sobre el control de calidad de los medicamentos herbarios arrojan importantes datos sobre adulteración, los que pueden ser intencionales o generados por desconocimiento, o bien por confusión. Y agrega: “Actualmente estoy trabajando en la identificación de especies botánicas sobre material fresco y de herbario con el fin de lograr determinar si las hierbas compradas en farmacias y herboristerías son las reales. Para luego, comenzar con la recolección y propagación del material vegetal”

Al mismo tiempo la becaria comenta que además de la articulación de la Agencia Moreno y el IRB-CIRN, se realizarán tareas conjuntas con el vivero municipal del Parque Los Robles de Moreno, durante la etapa de multiplicación de las especies y la introducción al cultivo, para luego, de ser necesario realizar ensayos en sus instalaciones.

 

Finalmente, Fuentes señala que es importante el trabajo a realizar, ya que no solo extenderá los conocimientos en el desarrollo de cultivos de especies nativas medicinales, sino que también permitirá garantizar materia prima de calidad a los consumidores y proveerá de nuevos recursos para diversificar la producción de los pequeños agricultores.

 

 

 

 

Para más información:

Referencias

Localización geográfica:
    • Argentina
    • Buenos Aires
    • Moreno
Personas mencionadas: Virginia Fuentes Baluzzi