11 de Mayo de 2020
Noticia

La floricultura argentina vuelve a florecer

La cadena de flores de corte y plantas ornamentales, paulatinamente, va retomando su actividad, gracias a las gestiones de los sectores público y privado, a nivel nacional, provincial y municipal.

Compartir
+A -A
Autores
Unidades

La pandemia causada por el COVID-19 ha golpeado fuerte a la economía nacional y el sector florícola no es la excepción. Una vez decretado el aislamiento social, preventivo y obligatorio, por parte del poder ejecutivo, la actividad había quedado paralizada y de cara a cuantiosas pérdidas, ya que, gran parte de la producción, de carácter perecedero, tuvo que ser desechada.

Ante esta situación, que ponía en riesgo la fuente de ingresos de numerosas familias y la sustentabilidad de pequeñas empresas, diversos actores de la cadena aunaron sus esfuerzos en solicitudes a las autoridades gubernamentales, que fueron respaldadas por miles de firmas.

Mientras tanto, ante la imposibilidad de comercializar su producción y para no desecharla, en distintos lugares del país, el sector mostró gestos de enorme generosidad. En Jujuy, productores de Maimará, agrupados en la Cooperativa Flor de la Quebrada, regalaron ramitos de flores a la gente que iba a comprar sus alimentos en un mercado del pueblo. Por otra parte, los trabajadores de la salud fueron reconocidos por integrantes de la Asociación de Plantas Ornamentales (APPO) y productores de flores. En Córdoba, coordinados por la Cátedra de Floricultura de la FCA-UNC, propietarios de florerías y viveros homenajearon al personal de los tres centros municipales de salud y, en Moreno (Buenos Aires) los canteros del principal hospital del partido se adornaron con plantas donadas por los productores locales.

A fines de abril, el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, convocó a una reunión en la que participaron representantes del gobierno nacional y de la provincia de Buenos Aires, de organizaciones sectoriales y el Director del Instituto de Floricultura del INTA, Ing. Daniel Morisigue. En la misma, se establecieron las pautas para habilitar, en el marco de la cuarentena, las actividades de producción, transporte y comercialización, bajo el estricto cumplimiento de los lineamientos para la prevención de la enfermedad.

A partir de esta resolución, respetando las normativas provinciales en cuanto al traslado interjurisdiccional y contando con las correspondientes ordenanzas municipales, las florerías, los viveros, los mercados mayoristas y los cultivos podrán retornar paulatinamente a sus tareas habituales y prepararse para la próxima estación productiva. En este sentido, en las principales áreas urbanas del país, Ciudad de Buenos Aires, Córdoba y Gran Córdoba, la comercialización ya se encuentra habilitada.

 

Referencias

Localización geográfica:
Personas mencionadas: