30 de Diciembre de 2021
Noticia

Salinidad y sustentabilidad del Este Santiagueño: ojos que lo ven, corazón que lo siente y cuerpo que acciona

Una agricultura sustentable debe ser económicamente viable, ambientalmente adecuada a nivel local, regional y global, socialmente aceptable y técnicamente apropiada. Si alguno de estos componentes predomina sobre los otros se produce un desequilibrio: un ejemplo de ello es lo que ocurre cuando se prioriza la producción sobre la conservación del recurso suelo, lo que puede llevar a procesos de degradación como la salinización.

Compartir
+A -A
Autores
Unidades

La salinidad produce cambios negativos en las propiedades físicas y químicas del suelo, afectando el crecimiento y la diversidad de organismos que viven allí. En los cultivos causa estrés abiótico que restringe el crecimiento y la productividad, ocasionando disminución de la cobertura del suelo, aumento de la erosión e importantes reducciones en el área cultivada. En la población afecta el bienestar directamente mediante cambios en la calidad del agua y el deterioro de sus hogares, e indirectamente debido a las migraciones que se producen por la pérdida de productividad de las tierras. 

Argentina es el tercer país a nivel mundial en cuanto a superficie de suelos con problemas de sales y/o sodio en exceso, y éste es uno de los factores que más limita la capacidad productiva de la tierra. Santiago del Estero posee 2.500.000 ha y 4.200.000 ha afectadas por salinidad y sodicidad en los primeros 30 centímetros del suelo, respectivamente.

En esta provincia, específicamente en el sureste, entre los factores que intervinieron para que los suelos se clasifiquen como salinos y/o sódicos se citan el cambio de uso del suelo (de bosque o pastura se pasó a cultivos anuales), el ascenso de la napa freática y manejos agrícolas no apropiados para las condiciones ambientales, como el monocultivo de soja en siembra directa.  

En este contexto y en conmemoración del Día Mundial de Suelo, cuyo el lema para este año es “Detener la salinización de los suelos, aumentar su productividad”, la EEA INTA Quimilí realizó el 7 de diciembre una jornada-taller virtual denominada Salinidad y sustentabilidad del Este Santiagueño. El objetivo de la misma fue presentar la visión de distintos actores del territorio sobre la salinización de los suelos, conocer la opinión de especialistas en el tema y debatir respecto de la situación actual, las demandas hacia el INTA en lo que se refiere a investigación y el futuro de esta problemática en la zona. El taller, que contó con la participación del Ing. Agr. Victorio Morand, Gerente Técnico de Desarrollo de la Chacra Sachayoj de Aapresid como moderador, comprendió disertaciones de especialistas en la temática, entrevistas para abordar el componente social y productivo de este problema en el Departamento Belgrano y como cierre un espacio de preguntas y respuestas del que participaron todos los asistentes a la reunión virtual.

El puntapié inicial lo dio el Dr. Cristian Álvarez, que trabaja en la AER INTA General Pico, de La Pampa, mostrando la importancia del problema de salinidad a nivel mundial, nacional y local, los orígenes de los suelos salinos y algunas de sus características en su charla “Salinidad: factores que alteran su dinámica y consecuencias sobre los suelos”. En ella remarcó la necesidad de conocer las características de los suelos para poder determinar sus limitantes y así las posibilidades de uso productivo, ya que muchas veces la salinización está asociada a cambios de uso del suelo inadecuados y pérdida de cobertura vegetal. Además, habló sobre la variación espacio temporal de las napas freáticas, tanto en profundidad como en calidad del agua, y cómo las actividades que realiza el hombre pueden impactar en esa variación.

A continuación, el Ing. Agr. Pablo López Anido, integrante de la Chacra Bandera de Aapresid, expuso la situación en el Departamento Belgrano vista desde la mirada de los productores de la zona. Explicó que la principal causa de la salinización de los suelos es el ascenso de una napa freática con alto contenido de sales. También comentó qué estrategias de manejo agronómico

[UdW1]

 están tomando los productores de la zona para revertir ese ascenso de la napa, como la implementación de cultivos de servicio, y qué cambios están realizando en los planteos productivos en aquellos lotes con mayores contenidos de sales. Por otro lado, enfatizó en la necesidad de investigación de nuevas alternativas productivas que permitan un mejor aprovechamiento del agua de la napa y así una mejor conservación de los suelos, mencionando como ejemplo la búsqueda de nuevos cultivos para generación de biocombustibles.

Para mostrar la faceta social de la salinización de los suelos, se conversó con el Intendente de la ciudad

[UdW2]

 de Bandera, el Dr. Guillermo Novara, quien contó las consecuencias que produjeron las inundaciones de los últimos años en la ciudad y las medidas que se están llevando a cabo para revertir los problemas generados por el ascenso de la napa y evitar nuevas inundaciones. A futuro estimó que un proyecto de altísima importancia para Bandera es una red cloacal que ayude a no retroalimentar la napa y así evitar su ascenso. Pero además de la zona urbana, la localidad tiene su motor en la producción agropecuaria por lo que para favorecer el crecimiento de la zona se deben profundizar las investigaciones en conjunto con el INTA para paliar los efectos de la salinidad y mejorar el manejo actual de los suelos para aumentar su productividad. En este sentido, destacó el trabajo del INTA, a partir del cual se generó información de diagnóstico que permitió la toma de medidas a nivel municipal.

Otra arista del estudio de los suelos salinos es la evaluación ambiental mediante el uso de nuevas tecnologías y para tratar este tema se convocó a la Ing. Agr. Bethania Aimetta, de la EEA INTA Marcos Juárez. La Ing. Aimetta llevó a cabo un trabajo con el fin de estimar la superficie de suelos con limitantes por salinidad y/o sodicidad, anteriormente dedicados a ganadería, que se encuentran afectados a cultivos agrícolas en la actualidad en el Sudeste de Córdoba. Partiendo de imágenes Landsat 8 OLI, determinó la superficie sembrada con soja, maíz y trigo usando el Índice de Vegetación de Diferencia Normalizada (NDVI). Luego cruzó esa información con la de las cartas de suelo escala 1:50.000 de la provincia de Córdoba y determinó, por un lado, la superficie de suelos salinos, sódicos y salino-sódicos, y por otro, el porcentaje de esos suelos implantada con cultivos anuales. Concluyó que hay una proporción significativa de suelos limitados por salinidad y/o sodio que se encuentran bajo uso agrícola, y de esa proporción la mitad corresponde a soja, por lo que es necesario ajustar las tecnologías aplicadas para mejorar la eficiencia productiva de esos ambientes. Otras herramientas que se pueden utilizar para identificar ambientes a nivel de lote y realizar así un manejo diferencial son los mapas de rendimiento, las imágenes generadas por drones y lo mapas de diversas propiedades del suelo producidos por maquinarias específicas. Nuevamente, se puso sobre el tapete que la información de suelos a escala adecuada generada a campo es indispensable, ya que no puede ser reemplazada por otras herramientas sino que se complementan.

En el último bloque, el Ing. Álvarez integró todas las visiones volcadas en las charlas anteriores enumerando los principales conflictos surgidos en relación con el ascenso de napas y la salinización y cómo desde cada una de esas ópticas van surgiendo estrategias para atenuar y revertir los efectos negativos de estos procesos. Asimismo destacó la importancia del trabajo de investigación que está realizando el INTA en la zona de Bandera sobre la profundidad y calidad de las napas y el que está por comenzar referido a la cartografía de los suelos, remarcando la necesidad de ahondar más en este tipo de estudios. Finalmente, cerró su charla planteando pautas de manejo de lotes o sectores críticos en cuanto a salinidad o anegamiento y cómo analizar posibles cultivos a introducir en esos lotes.

Finalmente, en el espacio de preguntas y comentarios surgió un interesante debate sobre la situación actual del Departamento Belgrano, en especial la zona de Bandera, las alternativas de manejo y el futuro de la investigación en la región. De acuerdo al Ing. Lopez Anido existen dos situaciones respecto a la amenaza que representa la napa y a las que ha tenido que adaptarse el productor: hacia el este y el norte de Bandera la napa no posee un contenido alto de sales y los suelos no son salinos, por lo que el principal problema que se genera es la falta de piso en ciertas épocas del año, que se está manejando a través de una mayor intensificación agrícola que deprime la napa. De Bandera hacia el sureste ya aparecen suelos salinos y allí se está modificando la rotación con la inclusión de cultivos resistentes como el algodón y el girasol, disminución de la superficie de soja y aumento de las gramíneas y cultivos de servicio. De todas maneras, la intensificación agrícola no sería suficiente para deprimir la napa mucho más allá de los dos metros de profundidad, y serían necesarios cultivos perennes (pasturas o forestación) para bajar aún más la profundidad de la napa. Se mencionaron además otros planteos sobre alternativas de manejo, como la clausura de los lotes acompañada de siembra de pasturas para generar cobertura y disminuir el ascenso de sales. A partir de allí, la conversación entre los participantes siguió quedando claro que el ascenso de napas es un problema que trasciende los límites del lote y cobra importancia la escala del trabajo, la necesidad del trabajo en conjunto del INTA con los productores y la urgencia de contar con más recursos humanos trabajando en la temática en la zona para poder abarcar la magnitud y el dinamismo de este proceso.

Como conclusión, rescatamos las palabras que el Ing. Jorge Mercau dijo en el taller: “el cambio de nivel de la napa es un proceso de naturaleza muy dinámica que requiere cambiar la forma de investigación pasando de estudiar un punto a entender cómo se mueve este proceso a nivel de unidad del paisaje”.

Este artículo es sólo un breve resumen de todo lo hablado en la jornada-taller. Para ver la grabación completa, les dejamos el link de youtube: https://www.youtube.com/watch?v=htJc73sGb04.



 

[UdW1]

Cambie medidas por estrategias de manejo agronómico


 

[UdW2]

Cambie localidad por cuidad

Referencias

Localización geográfica:
    • Argentina
    • Santiago del Estero
Personas mencionadas: