13 de Septiembre de 2017
Noticia

Semana de la ciencia en INTA: educación y ciencia al alcance de las escuelas

Se realizó la segunda edición de la Semana de la Ciencia en el CNIA – INTA Castelar, bajo la consigna “Vení a investigar con el INTA”.

Compartir
+A -A

Durante los 6 y 7 de septiembre, 32 equipos de investigación del Centro Nacional de Investigaciones Agropecuarias del INTA compartieron sus avances científicos con escuelas y la comunidad. Alrededor de 900 personas, entre ellos alumnos y docentes de nivel inicial, primario y secundario de escuelas técnicas del área metropolitana de Buenos Aires y familias vecinas, visitaron la segunda edición de la “Semana de la Ciencia”, en el predio del Jardín Botánico “Arturo E. Ragonese”.

El objetivo fue acercar la ciencia del INTA a la comunidad educativa, socializar sus capacidades científico-tecnológicas y mostrar algunos de los métodos técnicos y científicos de los diferentes grupos de investigadores, con el propósito énfasis en promover la vocación científica y agropecuaria en niños y jóvenes.

“Esta muestra me parece maravillosa y me asombra la curiosidad de los alumnos que la visitan”, advirtió el presidente del INTA, Amadeo Nicora, quien participó con entusiasmo el primer día del evento. A su vez agregó, “me impactó el programa que propone el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación productiva para divulgar la ciencia; desde el INTA iniciamos un proceso de divulgación para poner en valor nuestra labor científica ante la comunidad, por eso esta feria es tan interesante… porque abre el camino para entender el por qué, el cómo y el para qué de nuestros institutos de investigación. Quien no comprende, no logra valorar. Esta muestra es un aporte para que la sociedad en su conjunto pueda poner en valor lo que hace la ciencia”.

Elisa Carrillo, directora del Centro de Investigación en Ciencias Veterinarias y Agropecuarias y actual coordinadora del Consejo Técnico CNIA, dio la bienvenida a los colegios y expresó, “Nos resulta gratificante mostrar a la comunidad educativa nuestro trabajo de investigación. Aquí se expone la actividad central del INTA Castelar. A esta feria de ciencias la arman investigadores y becarios con sus propias iniciativas”

Héctor Espina, director nacional del INTA, visitó la muestra en su segunda jornada  y  expresó, “ Es formidable observar el entusiasmo manifestado por los jóvenes y los docentes que visitaron la muestra y  el de nuestros investigadores, que han desplegado su creatividad e inteligencia para presentar los temas de investigación a los estudiantes de forma tan atractiva”,  y  concluyó, “creo que este evento debe seguir creciendo, trascender el barrio  y tener una espacio público mayor, para que más escuelas  conozcan  la labor científica que desarrolla el INTA”.

Durante las dos jornadas se realizaron visitas guiadas a una calicata, organizada por el Instituto de Suelos, y una caminata temática por el Jardín Botánico Arturo Ragonese donde, como parte de las actividades, las autoridades del INTA junto a los colegios visitantes realizaron la plantación de dos árboles nativos.

A. Nicora planta un árbol den JBAERH. Espina planta árbol en JBAER

Amadeo Nicora y Héctor Espina plantan árboles  en el marco de la Semana de la Ciencia durante la recorrida paseo por el Jardín Botánico

También se sumaron al evento el PROCADIS, INTA Chicos y la  Estación Experimental del AMBA (EEA AMBA) con la presencia del Stand Pro Huerta, el vivero Municipal de Plantas Nativas del Municipio de Ituzaingó y la feria de productores ITU AMBA, que brindaron  distintas alternativas saludables para el almuerzo de los visitantes. La Universidad de Hurlingham estuvo presente con su stand. Marcela Vidondo (UNAHUR) afirmó “para nosotros fue una gran experiencia que favoreció la difusión de la oferta académica de los Institutos de Ingeniería y Tecnología y de Biotecnología”, además reflexionó “fue enriquecedor el intercambio con el público general y las escuelas y en especial compartir con otros organismos que tienen líneas de acción y desarrollo similares que nos permite pensar trabajos más en conjunto”

“La organización fue impecable, y la buena disposición de todo el equipo de logística y comunicación encargado ayudó a que la tarea pudiera desarrollarse de la mejor manera”, concluyó la representante de UNHAUR.

La Semana de la Ciencia, la Tecnología y el Arte Científico es una acción de divulgación de la ciencia diseñada para que puedas conocer, debatir y preguntar acerca de la producción del conocimiento científico en el país. Museos, centros de investigación, bibliotecas, academias de ciencia, jardines botánicos, universidades, clubes de ciencia, escuelas, cines y teatros de todo el país, abren sus puertas para que te acerques a la ciencia, la tecnología y al arte científico.

Esta iniciativa es impulsada por el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva de la Nación y contó este año con 1600 actividades en todo el país.

 Paseo por diferentes estaciones didácticas: Panel de degustación; Maquinaria agrícola y Paneles de energia solar 

El impacto en los visitantes

Los primeros en llegar fueron los estudiantes del Escuela Técnica Raggio, del barrio porteño de Núñez. Tomás Otaño cursa el 6to año de la orientación en industria alimentaria le cuenta a los científicos del INTA “lo que más me interesa es la química biológica...”.  Su profesor no lo desmiente y agrega “es un estudiante muy curioso, participó este año de las Olimpíadas Ibeoramericanas de química que se realizaron en Bogotá y consiguió una medalla de bronce”. Tomás, mientras se detiene en el stand de las bacterias promotoras de crecimiento vegetal expresa “a mí lo que más me gusta es estudiar. Primero me pensé ser paleontólogo, por la curiosidad que me despertaban los dinosaurios; luego biólogo por los animales, pero me decidí por la química. Pienso estudiar la carrera en la UBA…”

Nancy Silva es docente de Física y Química de la Escuela Agraria Nro. 1 de Hurlingham. “Todos los años nos acercamos al INTA. Nos parece una muestra excelente, muy didáctica, nos vamos muy contentos porque vinimos con 50 alumnos que se mostraron muy interesados porque las explicaciones que brindan los investigadores son claras y entendibles. Es una feria de ciencias muy bien armada, con juegos que promueven la participación de los chicos”.


La mirada de los investigadores

Estación ¿Veo, veo, qué ves? Los stands del instituto de Clima y Agua fueron muy concurridos. En uno de ellos el investigador Patricio Oricchio, responsable de captura de imágenes satelitales del Instituto de Clima y Agua del INTA explicó al público adolescente cómo funciona un sensor satelital. “Tanto es el interés de los jóvenes, que creamos un proyecto de divulgación para escuelas primarias, secundarias y terciarias. Lo que hacemos es acercar la observación remota y los sistemas de información geográfica a las instituciones educativas. Ya visitamos más de 100 escuelas y terciarios en todo el país con una sola premisa: explicar qué hace el INTA con las imágenes satelitales”.

 Estación Sol, viento y agua: Las energías renovables presentadas por el CIPAF también despertaron la atracción de técnicos, docentes y estudiantes: aislantes con lana de oveja, calefones solares, refugios porcinos y bombas de río. El diseñador industrial Lucas Zanovello explicó cómo funcionan esos artefactos especialmente diseñados para la agricultura familiar. “La bomba es un implemento que permite aprovechar la energía cinética de un río, arroyo o canal para elevar agua de uso agrícola, ganadero o doméstico. El prototipo logró elevar 7.000 litros por día a una altura de 3 metros”. Bajo la concepción del diseño abierto, con materiales de bajo costo y simplicidad constructiva, la bomba presentada por el investigador del IPAF Región Patagonia, se adapta a las necesidades hídricas de pequeños usuarios.

Estación Bacterias que promueven el crecimiento vegetal: Encontrar que existen bacterias “buenas” también fue un tema que despertó el interés para los chicos que sorprendidos expresaban, al llegar al stand “¿No hacen nada?” “Si, si hacen, ayudan a la planta a crecer y a nosotros no nos enferman”, comentaba Mariana Puente, responsable del laboratorio. “Las BPCV están de manera natural en el suelo, lo que nosotros hacemos es aislarlas y multiplicarlas para aplicárselas a las plantas en mayor cantidad y que, de esta forma, ejerzan su poder promotor a través de diferentes mecanismos (fijación biológica del nitrógeno, producción de fitohormonas, solubilización de fosfatos entre otros)”.

Estación Los buenos siempre ganan: En la muestra pudimos mostrarles a los visitantes (chicos y no tan chicos) que los insectos pueden ser plagas o benéficos. Los insectos benéficos, predadores y parasitoides, colaboran con el control de las plagas que afectan a las plantas. Fue muy importante el intercambio con la gente que recorrió nuestro espacio ya que se interesaron por los insectos benéficos que llevamos, por su biología y por supuesto fue de gran estímulo la observación con lupa de las distintas especies. Transmitimos la idea de fomentar la utilización del control biológico, una estrategia de control de plagas amigable con el ambiente.

La muestra, además, presentó las siguientes estaciones temáticas: un stand sensorial de degustación de alimentos, la estación meteorológica Nimbus INTA,  perfiles históricos de distintos lugares del país, banco base de germoplasma, las llamas en la ciencia , control biológico de plagas, hongos fitopatógenos y hongos antagonistas, insectos de importancia económica, leptospirosis, mejoramiento vegetal, genómica y bioinformática, mesa interactiva de diagnóstico y microbiología del rumen, control de enfermedades y sus agentes causales ; manejo integrado de moscas; tratamiento de residuos; plantas transgénicas ;¿qué son los virus y como los detectamos?; ¿cómo combatimos a los virus?; laboratorio de genética de insectos de importancia económica; impacto de la maquinaria agrícola sobre los recursos naturales;  el camino del agua; conociendo como trabajamos en el herbario del CNIA;  diferentes tipos de propagación de plantas, el valor de la biodiversidad del suelo; huellas hídrica y del carbono y erosión hídrica.

 


Más sobre el INTA y su compromiso con la educación y la vocación de los jóvenes

Coincidentemente con la Semana de la Ciencia en INTA Castelar, el CNIA se hizo presente con un stand en el Estadio Municipal de Hurlingham donde se desarrolló la Feria regional de educación, artes, ciencias y tecnología que se realizó en el Estadio Municipal. Participaron junto a la Universidad Nacional de Hurlingham, la Universidad de Buenos Aires y el Centro de Capacitación, Información e Investigación Educativa (CIIE) del distrito.

Allí también se pudo tomar contacto con los jóvenes para contarles qué es el INTA, qué es el CNIA y que se hace en un centro dedicado a la investigación e innovación agropecuaria, agroindustrial y agroalimentaria.

 

Más información: cnia.comunica@inta.gob.ar

 Ver nota en Pampero TV

Ver todas las fotos  

 

Ver todos los posters

 


 

 

 

 

Referencias

Localización geográfica: