22 de Junio de 2016
Noticia

Situación de la apicultura en el Litoral

Expertos del Instituto de Clima y Agua del INTA explicaron qué se esperaba el impacto del fenómeno “del niño” durante la temporada estival. Los modelos de consenso de los centros internacionales de investigación indican que esta fase cálida del fenómeno continuaría, con alta probabilidad de ocurrencia, en el otoño de 2016, esperando condiciones favorables para la ocurrencia de lluvias por encima de lo normal en las provincias del Litoral y parte de la región Pampeana impactando en la apicultura.

Compartir
+A -A

La apicultura se ha convertido en una actividad agropecuaria de gran importancia tanto por la generación de productos con alta demanda en los distintos mercados, como por el gran impacto social que implica la actividad, siendo una alternativa viable para la mejora de la calidad de vida de aquellos que la implementan.

Sin embargo, las adversidades climáticas, como el fenómeno del “niño” crean situaciones que entorpecen las actividades productivas de los apicultores. La inundación de los predios, el anegamiento de los caminos que impiden los accesos a los apiarios, las abundantes lluvias que lavan el néctar de las flores. Como consecuencia, los daños pueden llegar hasta la muerte de colmenas. En el litoral argentino se suma las crecidas de los ríos Paraná y Uruguay. Este panorama es el que prevaleció en esta región durante esta primer parte del ciclo productivo 2015 – 2016

A pesar de las adversidades, el apicultor trata de seguir produciendo de la mejor manera posible. Sabe que, de su esforzado trabajo, depende que el invierno entregue colmenas aptas para comenzar la nueva temporada.

Para aportar información que ayude a lograr este objetivo, el INTA, a través del PROAPI, publicó una serie de recomendaciones en la Web. La dirección es: http://inta.gob.ar/documentos/recomendaciones-tecnicas-para-apiarios-en-....

A continuación se hará un repaso de la situación de las distintas provincias del litoral:

 

Situación de las provincias

Misiones

María Alejandra Carvallo Krieger, referente regional Misiones del PROAPI, informó que desde el Ministerio del Agro y Producción de Misiones, específicamente del área apícola, han manifestado que en la zona norte de la provincia, las mermas de producción son del 60%, en la zona norte de provincia, 80%, en el centro, y 70% la sur.

No hubo pérdidas de colmenas por inundación, pero si habrá pérdidas de colmenas por falta de reservas (sobre todo en productores que esperan que se subsidie el azúcar). Este porcentaje de pérdidas se sabrá en septiembre.


Formosa

El sector productivo apícola de la Provincia de Formosa se caracteriza por tener 684 productores apícolas en el registro nacional (RENAPA), que se divide de la siguiente manera, 404 productores, que representa el 59% del total, tienen 5 a 20 colmenas, 187 productores, el 26,98%, poseen de 21 a 50 colmenas, 80 productores, el 11,5%, tienen de 51 a 200 colmenas. Para finalizar, 13 productores, el 1,8%, poseen de 201 a 1.000 colmenas. El Total de colmenas rondan las 25.000 con promedios de producción que fluctúan por zonas teniendo promedio total de la provincia entre 16 y 20 kg de miel por colmena.

Andrea Aignasse, profesional del Programa para el Desarrollo Apícola del Ministerio de la Producción  y Ambiente de la provincia de Formosa comentó “la zona de emergencia hídrica comprende parte de cinco departamentos. Los mismos son Formosa, Laishí, Pilcomayo, Pirané y Pilagas, que poseen una superficie afectada de 1.583.329 has, con una estimación de 4.170 colmenas afectadas. Esta información fue confirmada, esta información puede modificarse en base a las reuniones regionales  que aún continúan”.Mapa de Formosa

Aignasse explica el exceso de precipitaciones se dio entre los meses de Octubre de 2015 a Marzo de 2016, y que en el caso de la zonas afectadas, las curvas de floración empiezan a elevarse en el mes de agosto produciéndose los picos entre los meses de noviembre – diciembre. Luego de eso, los productores, al no contar con tanto material, van  realizando cosechas parciales de las alzas melarías  operculadas.

La profesional comentó “por los excesos de precipitaciones, los productores no pueden realizar las cosechas parciales. Las abejas cortan el trabajo y se produce una curva en serrucho, con cortes y entradas de néctar en las colmenas. Por otro lado, se produce un mayor consumo de alimentos. Esto provocan desequilibrios en la colmena y eso predispone a la aparición de enfermedades”.

Foto 1 

Explica que el impacto resultante son, pérdidas de rendimientos, volumen y calidad (las pérdidas estimadas en valores de producción son de 110 Tn de miel), pérdidas totales de producción, colmenas enfermas y baja Producción.

La técnica declaró “según los distintos relevamientos realizados, se estima que fueron afectadas el 40% de las colmenas totales de los departamentos mencionados como zona de emergencia.  Para determinar el número de productores y colmenas afectadas se toma como base los productores, con RENAPA actualizado, y con apiarios en los departamentos en emergencia hídrica. Concluyó “la solicitud de emergencia se basa en un Aporte No Reintegrable tomando la media de producción provincial, 16 kg por colmena a un valor de 30 pesos el kg. Esto arrojaría un valor de $480 por colmena, con una cantidad de 4.170 colmenas afectadas. El monto estimado de emergencia para el sector apícola de la Provincia de Formosa es de 2 millones de pesos. Es importante puntualizar que  el Ministro de la producción y ambiente,  Raúl Omar Quintana, y el Sub secretario, Alejandro García, continúan realizando gestiones ante los organismos nacionales”.

 

Corrientes

El sector apícola en Corrientes consta de 630 apicultores registrados en el Registro Nacional de Productores Apícolas, con cerca de 31.000 colmenas en producción, siendo el promedio de colmenas por productor menor a 50 unidades.

Consultados sobre estado de los productores apícolas de la provincia, con respecto a la inclemencias climáticas, Natalia Livieres y Roberto Prieto, del Ministerio de Producción de Corrientes comentaron que los acontecimientos ocurridos durante la primer parte del ciclo productivo 2015 - 2016 han ocasionado pérdidas del 60 a 100% de la cosecha, y de 50 a 80% de pérdidas de las colonias. En algunos casos también el material inerte.

Livieres comentó que “se estima actualmente el costo de una colmena alrededor de 1.500 $. Resumiendo, Si el 40%, de las 31.000 colmenas, quedaron inutilizadas, se perdieron 12.400 colmenas, por un valor de $18.600.000”.

Por su parte Prieto dijo” los kilogramos de miel esperados, por año, rondan las 700 ton. Con un precio, que en un 80% de los casos, es de 60 a 100 $ por kg, ya que se vende localmente fraccionado. Los ingresos, aún con estos tamaños pequeños de explotaciones, son de importancia para las familias”.

Los profesionales explican que el sector se nutre de aquellos productores y cooperativas que han avanzado en la cadena de valor con algún inicio de diferenciación que se refleja en precio de venta y costos de producción (miel orgánica con posibilidad de certificación, proceso de declaración de IG, envasado diferenciado).

Por otra parte, la venta de núcleos, la recuperación y estampado de cera, e incipientemente, el propóleos, son fuentes de ingreso de la apicultura que algunos han comenzado a contabilizar para aumentar la rentabilidad. Y ambos concluyen “pero por las abundantes lluvias, aún en zonas no inundadas o en casos en que los apicultores han podido desplazar los apiarios previniendo este fenómeno climático, se pierde por 4to año consecutivo, lo que ocasiona, en muchos casos, el abandono de la actividad”.

 

Chaco

El Técnico Universitario Pablo Chipulina, del Área Apícola Proderi - Ministerio de Producción provincia de Chaco, explicó que la provincia cuenta con 2.500 productores inscriptos en RENAPA, que luego de realizarse el último relevamiento quedará aproximadamente 2.300. Con un total  de 85.000 a 90.000 colmenas y una producción que alcanzo, en la campaña 2015/16, los 2.820 tambores (aproximadamente 846 Tn).

Chipulina dijo “toda la zona del este de la provincia se encuentra en emergencia hídrica por un exceso de precipitaciones a partir del mes de enero del corriente año, hasta el mes de abril. Esta situación provocó la perdida de, aproximadamente, 1.000 colmenas, además de las pérdidas productivas ocasionadas”.

El profesional comentó que la actividad se encuentra atravesando una difícil situación debido a la falta de mercado para la producción y, en el caso de se encuentra una oferta, la misma no supera los 15 pesos por kilogramo. Si a esto le sumamos el alto precio de los insumos, lleva a generar una gran incertidumbre en la actividad y concluyó “esta situación se ha podido paliar, en cierta manera, debido a los fondos rotatorios de insumos creados en las instituciones por el estado provincial. Todavía se encuentran en poder de los productores aproximadamente 1.000 tambores que aún no fueron comercializados”.

 

Santa Fe

Cuenta con 2.200 apicultores los cuales suman 460.598 colmenas, aportando el 11% de la producción nacional ocupando el tercer puesto detrás de Buenos Aires y Entre Ríos.

En ella han sucedido 2 eventos extraordinarios que afectaron la situación de la actividad apícola, el primero de ellos ha sido la crecida del río Paraná en diciembre de 2015, que alcanzó los niveles más altos de los últimos años poniendo en peligro los apiarios cercanos al río.

Más recientemente, las copiosas lluvias presentadas a partir de febrero de 2016, extendieron la situación de alerta apícola a casi todo el territorio provincial.

 Mapa Santa Fe

La época en la cual comenzaron las intensas lluvias coincidieron con la finalización de la cosecha de miel y el inicio del trabajo de preparación para la invernada de las colmenas. Esta última etapa del manejo de las colmenas que realiza el apicultor, conlleva  la realización de procesos estratégicos como el control del ácaro varroa, el suministro de alimentación energética y proteica a través de suplementos, en todas aquellas colmenas que no lo hubiesen generado en forma natural, y el manejo de los espacios, para que las abejas controlen con mayor facilidad y eficiencia la temperatura.Foto 2

Esta actividad es fundamental para lograr que las abejas vivan todo el invierno, y alimenten los primeros ciclos de cría de las colmenas al comienzo de la temporada. De estas prácticas depende que las nuevas abejas nazcan fuertes y sanas, asegurándonos una exitosa temporada entrante.

A partir de encuestas realizadas a los apicultores, se encontraron las siguientes situaciones. Sobre un total de 4.152 apiarios, con un total de 166.097 colmenas distribuidas en todo el territorio provincial, se relevó que:

 

  • en el 10% de los apiarios no se pudo terminar de cosechar, y por ende, tampoco se pudieron realizar los tratamientos sanitarios contra el ácaro varroa, principal parasitosis de la abeja. En estos apiarios las colmenas quedaron con miel.
  • En el 90% restante se pudo terminar la cosecha pero se dieron las siguientes situaciones:
        • En el 75% de los apiarios se pudieron realizar los tratamientos sanitarios contra el ácaro varroa.
        • En el 25% restante no se pudieron realizar los mencionados tratamientos sanitarios.

 Foto 3

En la totalidad de estos apiarios falta terminar de realizar los trabajos de preparación para la invernada, como es el bloqueo de la cámara de cría de las colmenas con suplementos energéticos y, en aquellas zonas que normalmente hace falta, tampoco se le pudo suministrar suplemento proteico.

No se puede tener certeza sobre las pérdidas futuras, pero por todo lo enumerado anteriormente, existe una altísima probabilidad que las mismas asciendan a cerca del 50% de las colmenas. En aquellas colmenas que sean capaces de superar esta adversidad, su población se verá disminuida drásticamente, perdiendo la capacidad productiva para la próxima campaña, teniendo el apicultor que realizar esfuerzos económicos y de mucha dedicación de tiempo para intentar paliar esta situación, recordando que la actividad en un alto porcentaje es secundaria.

De acuerdo a los datos expresados en la tabla a partir de información aportada por el 40% de los apicultores de la provincia (según REANAPA) que poseen el 36% de las colmenas se registra: Figura Situación de las Colmenas

 

Comercialización:

Según lo manifestado por los apicultores y las organizaciones, el porcentaje comercializado de la producción de la temporada que está terminando representa solo el 20% sobre el total producido.

Precio de la miel: Si bien se alcanzaron precios de $24 en negocios muy puntuales, las ventas se realizaron a un promedio de $19, y según la información brindada por los apicultores y organizaciones, se están realizando muy pocas operaciones pero a $ 16 por kg, lo que representa un valor demasiado bajo.

Floración:

Otra situación por la gran cantidad de lluvia caída es la pérdida de flora apícola, no solo la habitual en esta época del año sino el riesgo de afectación de la propia de primavera. La pérdida de las pasturas a base de alfalfas y otros, predominante en las zonas donde normalmente de ubican los apiarios, impactará negativamente en la producción de la temporada venidera.

 

Entre Ríos

El Referente Regional del Programa Nacional Apícola del INTA, Ing. Agr. Daniel Primost, comentó “en la provincia de Entre Ríos, todos los departamentos se han visto afectados por las inclemencias climáticas, en distinto grado. Es así que se generaron perjuicios en la atención y cosecha de colmenas, que deriva en la pérdida de colonias y materiales, tiempo dedicado extra, gastos de mano de obra y movilidad adicionales, entre otras”.

Primost explica que la actividad apícola está desplegada en todo el territorio, y  la trashumancia se practica en buena proporción de casos, es por ello que se dan situaciones de pérdidas de colmenas y producción en todos los ámbitos.

El profesional dijo “según la información proporcionada desde la Dirección de Producciones Pecuarias Alternativas del Ministerio de la Producción de la provincia de Entre Ríos, existen presentaciones de apicultores de todos los departamentos, especialmente en la franja de hasta 600 colmenas, a la <<Declaración del Estado de Emergencia y/o Desastre Agropecuario>>, dispuesto por el Decreto N° 411/15 MP” y concluyó “desde el Equipo Regional Apicultura del INTA, se ha colaborado divulgando información técnica para situación de inundaciones, y a su vez, en la difusión de las medidas oficiales generadas para paliar las consecuencias”.Foto 4

Por otro lado, en declaraciones realizadas al diario digital “El Observador del Litoral” (http://www.elobservadordellitoral.com/2016/05/03/por-lluvias-e-inundaciones-mas-de-360-apicultores-de-e-rios-ya-se-declararon-en-emergencia/) la directora de Producciones Pecuarias Alternativas de la provincia de Entre Ríos, Noemí Altamirano, explicó que “venimos trabajando en forma conjunta desde un principio con representantes del sector para acercarles respuesta a los productores damnificados. Si bien se registraron 360 productores declarados en emergencia a fines de marzo, sabemos que las cifras pueden ascender, dado que coincidentemente la provincia se vio afectada por un nuevo fenómeno climático, donde no sólo existieron intensas lluvias, sino también el desborde de arroyos que al no poder desagotar su caudal, agravó aún más la situación del suelo y de la actividad productiva en general”.

La funcionaria comentó que se reciben las demandas de los productores apícolas a través de las cooperativas, y referentes del área de Producción de diversos departamentos, para concluir “es sumamente valioso el aporte técnico de representantes del INTA y SENASA, que brindan todas las herramientas necesarias para cada situación”.


Delta Bonaerense

En las distintas zonas del Delta Bonaerense se produjeron pérdidas parciales, debido a las mayores alturas alcanzadas por el nivel del río. El 80% de las colmenas, en islas, fueron afectadas. Sólo el 20% de las colmenas pudo ser  retiradas a tierra firme. El impacto económico puede agravarse con el tiempo.

 

Referencias

Localización geográfica:
    • Argentina
    • Buenos Aires
    • Argentina
    • Santa Fe
    • Argentina
    • Entre Ríos
    • Argentina
    • Corrientes
    • Argentina
    • Formosa
    • Argentina
    • Chaco
    • Argentina
    • Misiones
Personas mencionadas: Daniel Roberto PRIMOST Raúl Omar QUINTANA - Ministro de la Producción y Ambiente de la provincia de Formosa, Alejandro GARCÍA - Sub Secretario del Ministerio de la Producción y Ambiente de la provincia de Formosa, Noemí ALTAMIRANO - Directora de Producciones Pecuarias Alternativas de la provincia de Entre Ríos