Algodón - Año agrícola 2008-2009

Se sembró en la Provincia del Chaco una superficie aproximada de 200.000 has, con distintas fechas de siembra, debido a que no hubo una precipitación uniforme en toda la provincia, sino chaparrones muy localizados, pero en general debido a esto las siembras fueron en su gran mayoría tardías, noviembre el 75 %, diciembre un 20 % y enero un 5%. Es el tercer año en que se produce en el Chaco una deficiencia hídrica, que se hace sentir en los rendimientos y que producen diferencias importantes de acuerdo a las zonas de producción. El promedio general da una cifra de 1.200 kg de algodón bruto por ha. Con mínimos de 400 – 500 kg/ha en el área de influencia de la EEA Sáenz Peña y máximos de 4.000 – 4.500 kg/ha en zonas del sudoeste chaqueño.

Por:

Informe Cultivo de ALGODÓN

AÑO AGRICOLA 2008 – 2009

Se sembró en la Provincia del Chaco una superficie aproximada de 200.000 has, con distintas fechas de siembra, debido a que no hubo una precipitación uniforme en toda la provincia, sino chaparrones muy localizados, pero en general debido a esto las siembras fueron en su gran mayoría tardías, noviembre el 75 %, diciembre un 20 % y 
enero un 5%. Es el tercer año en que se produce en el Chaco una deficiencia hídrica, que se hace sentir en los rendimientos y que producen diferencias importantes de acuerdo a las zonas de producción. El promedio general da una cifra de 1.200 kg de algodón bruto por ha. Con mínimos de 400 – 500 kg/ha en el área de influencia de la 
EEA Sáenz Peña y máximos de 4.000 – 4.500 kg/ha en zonas del sudoeste chaqueño.

El cultivar con mayor superficie de siembra fue GUAZUNCHO 2000 resistente al  glyfosato, único cultivar difundido del convenio INTA – Monsanto. Resistente a la enfermedad denominada “enfermedad azul” o “maladie blue”, originaria de África,  seguidas por las variedades Bt: DP 404, DP 447 y DP 604. Con respecto a las variedades convencionales (no transgénicas) el cultivar GUAZUNCHO 3 INTA, es el de mayor superficie de siembra aproximadamente un  15 % y OROBLANCO 2 INTA (hoja okra) un 5%, ambas con alta resistencia a enfermedad azul y bacteriosis.

Con respecto al material transgénico, que cubre una superficie de siembra de aproximadamente el 80 %, solo un 20 % proviene de semilla certificada, el restante porcentaje se siembra con semilla en bolsa blanca o “trucha”, ya con un elevado porcentaje de un cultivar BR, es decir que tiene apilado dos eventos el Bt y el RR, que aun no ha sido inscripto en los Registros de Cultivares del INASE. Esto pone de manifiesto una falta de control del INASE, organismo que tiene poder de policía para efectuar los mismos. 

Desde hace unos tres años el INTA, la provincia y la facultad Ciencias Agrarias de  la UNNE están promocionando un sistema de siembra en surcos estrechos o de alta población de plantas (la siembra convencional se realiza en distanciamiento entre surcos de 1 metro, con una población de plantas de 100.000 – 120.000 pl/ha y el de surcos estrechos a 52 cm, 200.000 – 240.000 pl/ha o ultra estrechos a 30 – 38 cm, con una densidad de aproximadamente 400.000 pl/ha, que si bien son conocidos desde hace años, 1970 o antes en las altiplanicies de Texas, y en ensayos realizados en la EEA Sáenz Peña, a fines de los años 1980, con importantes incrementos en rendimiento a medida que acortaban los distanciamientos entre surcos. Pero recién se pueden implementar con la aparición de nuevos herbicidas y en particular del desarrollo local de cosechadoras con sistema “stripper” o arrancadoras

El sistema de producción con mayor difusión en la provincia es el de surcos estrechos distanciados a 52 cm entre surcos, este sistema se está difundiendo muy rápidamente, con incrementos importantes en los rendimientos, diría impensados en la siembra convencional a metro entre surco, es decir, en secano estuvieron en el orden de los 3.500 – 4.500 ha.. Este sistema exige un seguimiento técnico muy especial, ya que exige un porte de planta no superior a los 80 cm a cosecha para que las maquinas cosechadoras realicen su tarea en forma eficiente. Es decir la aplicación de reguladores de crecimiento se debe comenzar antes de la floración. Existen protocolos de manejo de cultivo particulares para surcos estrechos.

Este año agrícola 2008 – 2009 la siembra en surcos estrechos (52 cm entre surcos) se realizo en un 50 % aproximadamente de la superficie de siembra realizada en la provincia, con perspectivas de incrementarse en las próximas campañas. Hay que tener presente que estos últimos tres o cuatro años fueron secos, particularmente en 
cosecha, habrá que adecuar el manejo y épocas de siembra para años con mayores precipitaciones, como en los 1997, 1998, 1999. 

También tiene sus inconvenientes, en particular en las desmotadoras, que no están  equipadas con sistemas de limpieza adecuados a este tipo de cosecha y más aun para aquellas cosechas realizadas con sistema strepper sin prelimpiador. Esto se traduce en el traslado a la desmotadora de una cantidad importante de impurezas (hojas, ramas, carpelos, etc), que dificultan el desmote, dando un rendimiento de fibra o porcentaje de desmote con diferencias importantes, 18 a 20 % sin prelimpiador y 30 – 33 % con prelimpiador, con diferencias de costos de desmote por tonelada. 

Otra práctica de cultivo que va tomando cuerpo en la provincia asociada a la  siembra en surcos estrechos, es la labranza cero o siembra directa, la que ayuda mantener los bajos costos de producción que tiene el cultivo del algodón en argentina, uno de los más bajos del mundo algodonero.  

Un inconveniente serio, que ya se hizo sentir este año en algunos productores con  rendimientos disminuidos en forma drástica, por desconocimiento y falta de manejo y control, fue la presencia del “picudo”, que hoy llega a prácticamente toda la región productora de algodón de la provincia. Exigirá a los servicios de extensión, nacionales 
y provinciales una tarea de difusión de las prácticas de control de suma importancia,  para poder seguir produciendo algodón con costos bajos y sin llegar a un número elevado de tratamientos como realizan en otros países algodoneros del mundo. 

Si se mantienen los precios internacionales de la fibra, con rendimientos  superiores a los 3.000 kg/ha, la expectativa de siembra para la próxima campaña es la de un incremento superior al 30 % en la provincia, esto está potenciado por la seguridad de cosecha que da el algodón frente a su principal competidor, la SOJA que en determinadas regiones debido al fuerte déficit hídrico cosecharon 400 kg/ha o menos, perdiendo importantes sumas invertidas, no así aquellos que sembraron algodón