14 de Noviembre de 2020
Noticia

Espacio didáctico y de vinculación: la huerta agroecológica en la Escuela de la Familia Agrícola

Autoras: Mariela Stoeffel - docente de huerta, EFA San Roque y Silvana Soledad Besold - técnica ProHuerta, AER Bernardo de Irigoyen, EEA Montecarlo, CR Misiones

Compartir
+A -A

La Escuela de la Familia Agrícola (EFA) San Roque, de Pozo Azul en Misiones fue creada en 2019 y su génesis es como la de un aula satélite de otra escuela desde 2016. Hoy cuenta con 80 estudiantes. Como escuela nueva, muchas de sus actividades fueron realizar: instalaciones edilicias, conformación del grupo humano que la lleva adelante, consolidación de la comunidad educativa junto a las familias de lxs estudiantes, vinculaciones con otras instituciones. Por fortuna cuenta con un grupo humano que desborda predisposición y voluntad de trabajo.

En 2019 la escuela de nivel secundario agrícola EFA, solicitó al INTA, AER Bernardo de Irigoyen, acompañamiento técnico para desarrollar la huerta escolar. A partir de allí se inició un proceso de vinculación que dió lugar a un espacio de fortalecimiento en los procesos de capacitación y de vinculación entre la escuela, el INTA y las Familias de lxs estudiantes.

El primer paso que se llevó a cabo, fue el de brindar desde el Prohuerta a la escuela un kit básico de herramientas, semillas de diversas especies (verduras de hoja, tomates, pimientos, cucurbitáceas, entre otras) y una capacitación en huerta agroecológica. En este contexto, se abordaron cuestiones relacionadas a la aplicación del enfoque agroecológico en el manejo de plagas y enfermedades en la huerta. Además, se realizó un taller práctico, donde los estudiantes elaboraron biopreparados con plantas y elementos naturales.


 
Producción de plantines hortícolas y florales, fertilizados con el bocashi elaborado estudiantes EFA

De esta manera, los estudiantes se fueron convirtiendo en difusores de las prácticas agroecológicas con sus familias. La huerta agroecológica escolar se convirtió no sólo en una importante herramienta pedagógica y didáctica para los docentes, sino en un medio y estrategia para fortalecer los vínculos entre la escuela y las familias . En esta línea, manifiesta la docente de la EFA, Mariela Stoeffel “es especialmente importante en un contexto donde la escuela puede constituirse en elemento de transformación de la realidad local. Estamos trabajando en una zona donde la mayoría de las familias producen tabaco empleando insumos químicos. Muchos no saben cómo empezar para tener una huerta orgánica. Desde la escuela buscamos enseñarles a los chicos, desde lo teórico y lo práctico. En lo práctico aprenden a elaboración de abonos orgánicos, purines y otros preparados orgánicos, trampas construidas por ellos, también la producción con aromática e hierbas medicinales en la huerta. Nos importa que puedan consumir verduras más saludables, que no afecte su salud, sin necesidad de ir a comprarlas.”


 
Trabajando en la huerta

La docente destaca que las nuevas prácticas permitieron un enriquecedor intercambio entre la escuela y las familias, en el que “los chicos trajeron los ingredientes y aprendimos a hacer bocashi en la escuela. Luego, los chicos debían hacerlo en la casa y traer una muestra de los que hicieron. La gente se motivó mucho, los padres veían los que los chicos hacían y quedaron impactados. También el proceso se vio reflejado en diversas asignaturas dentro de la escuela”.


 
El grupo de estudiantes y  profesora en capacitación del ProHuerta 

Las posibilidades y desafíos de las prácticas de producción agroecológica como forma de producción y de vida despiertan reflexiones en Mariela, “para hacer agroecología es más importante la voluntad de superar los desafíos, los obstáculos y de trabajar en equipo que el conocimiento. El conocimiento se construye, se re-descubre, se adapta, en el proceso y en cooperación con otros actores del medio”. Y remata Silvana Besold, técnica de ProHuerta, ¡Sabias palabras! ¡Gracias por la posibilidad de construir y aprender juntos!!!

Receta de Bocashi

(La receta es gentileza del Profesor Carlos Aspeleiter, del Profesorado de Ciencias Agrarias, de Capioví, Misiones).

Ingredientes:

20 bolsas de material seco (restos de maíz, bagazo de caña, pastos, etc) 

20 bolsas de tierra suelta 

20 bolsas de estiércol fresco

10 kg de melaza

1 kg de levadura para pan

1 bolsa de harina de roca o ½ bolsa de ceniza

1 bolsa de carbón molido

1 bolsa de semita de arroz o trigo (o maíz bien molido)

Agua (Cantidad necesaria

Preparación

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Referencias

Localización geográfica:
    • Argentina
Personas mencionadas: Silvana Soledad BESOLD Mariela Stoeffel