25 de Octubre de 2013
Noticia

Por la nueva ruralidad

El miércoles 23 de octubre se realizó en el INTA Rafaela el Primer Encuentro de Escuelas Agrotécnicas, del que participaron 534 alumnos y 77 docentes de 25 escuelas de las provincias de Santa Fe, Córdoba, Entre Ríos y Santiago del Estero.

Más de 600 personas, entre alumnos y docentes agrotécnicos presentes en el INTA Rafaela
Compartir
+A -A

“Creemos en las escuelas agrotécnicas como polos de desarrollo de la nueva ruralidad y queremos que sepan que el INTA puede trabajar con ustedes en esta construcción” Así sintetizó el Director del INTA Rafaela, como “dueño de casa”, la intención de este primer encuentro, que se realizó el miércoles 23 de octubre y que superó ampliamente las expectativas de convocatoria, con 534 estudiantes y 77 docentes de 25 escuelas de las provincias de Santa Fe, Córdoba, Entre Ríos y Santiago del Estero.

En la apertura, estuvieron presentes autoridades institucionales y provinciales. Félix Garnero, como Presidente del Consejo del Centro Regional Santa Fe del INTA, agradeció el compromiso de docentes y alumnos al venir a compartir esta actividad con una institución que “investiga y transfiere y tiene integrados en sus decisiones a los propios destinatarios de la tecnología a través de los consejos”. “Elijan o no una carrera vinculada a la producción agropecuaria, esta experiencia los marcará y les ayudará a revalorizar al sector agropecuario, a su gente, a lo que el país espera de nosotros” les dijo.

Por su parte, en representación de la Ministra de Educación de la Provincia, Claudia Balagué, estuvieron los profesores Germán Falo y César Faurie. “Cuando una provincia pone como eje el trabajo en la política educativa no puede dejar de lado a las escuelas agrotécnicas. Hoy Santa Fe cuenta con más de 80 de este tipo, muchas de ellas eligieron la orientación ambiental en sus bachilleres, lo que nos anima a creer que es posible la transformación social desde la educación. Es un orgullo que se realicen encuentros como este, que combinan educación, producción y trabajo desde una institución como el INTA” dijo Falo.

Además, nos acompañaron el Subsecretario de Innovación Productiva de la Provincia de Santa Fe, Germán Bottero, la delegada de la Regional 3° de Educación, María Elena Fioramonti y Marcelo Ortenzi, Secretario de Desarrollo, Innovación y Relaciones Internacionales de la Municipalidad de Rafaela, quien se quedó hasta el pic nic y allí mismo, les dio la bienvenida a la ciudad a todas las escuelas.

Recorridas, reflexiones, experiencias.

La jornada se organizó en base a dos circuitos y un punto de encuentro ambiental. Para realizarlos en forma rotativa, los alumnos se dividieron por colores y encararon cada grupo el que le tocó transitar primero (ver Los circuitos).

Al final, y antes del pic nic a la canasta en el parque de la Experimental, todos juntos compartieron algunas presentaciones: la del investigador Marcelo Signorini, que fue capaz de provocarlos, convocando sus capacidades de observación, ganas de desafiarse, búsqueda de respuestas a las cosas que los inquietan, preparación para poder aprovechar los errores y convertirlos en conocimiento; todas aptitudes de un buen  investigador. “Un equipo y un buen desafío son más importantes que cualquier infraestructura”, dijo.

Carlos Callaci, puesto esta vez en su rol de extensionista, les contó a los chicos la misión del INTA, las cosas que desde la extensión se hacen para cumplirla, los actores con los que se trabaja, y especialmente, la articulación actual con las escuelas. Por su parte, dos agrotécnicas, de San Justo y Ricardone, presentaron diferentes formas que en sus localidades asume esta articulacion. En el caso de Ricardone, la docente y 4 alumnos contaron la experiencia de construcción de un biodigestor que surgió a partir de conversaciones con la gente del INTA Oliveros y Roldán. Hoy, el biodigestor permite calefaccionar una de las salas de la escuela y se utiliza también en la faena de conejos. Los de San Justo, junto al jefe de la Agencia de Extensión del INTA del lugar, Iván Varisco, relataron las diferentes actividades que realizan juntos: desde una tecnodinámica abierta a la comunidad hasta ensayos del INTA que se realizan en el predio de la escuela y los alumnos siguen, y presentación de proyectos con los que consiguieron acceder a infraestructura.

Cuando el encuentro se produce.

Después de almorzar bajo los árboles, representantes de cada uno de los grupos tomaron el micrófono para compartir sus impresiones del día. Entre agradecimientos y felicitaciones, algunas cosas se fueron reiterando: la valoración de vivenciar a campo, la posibilidad de ver otras cosas, diferentes a las disponibles en sus escuelas, la interacción con los técnicos de la institución. “Valió la pena venir, levantarse temprano” dijo una chica de Malabrigo. “Vi muchas cosas que no tenía idea que existían, espero volver como estudiante universitario”, remató uno de Bigand. Y fue uno de Suardi, quien se acercó con la guitarra y pidió espacio para cantar. Largó con una chacarera a la que rápidamente se le sumaron parejas de bailarines, mientras cada escuela se sacaba su foto grupal de recuerdo del encuentro.

Lo había dicho el Director al comenzar: pensamos a las escuelas agrotécnicas como nodos de desarrollo. Por eso, como remarcaron los organizadores María Rosa Scala y Cristian León, se trata de algo más que una jornada. Una estrategia de trabajo territorial junto a un sector clave para la construcción de esa nueva ruralidad que queremos habitar. Que se repita.


Los circuitos.

Estas son las cosas que las escuelas agrotécnicas vieron hoy en el INTA Rafaela:

Circuito lechero: el tambo experimental con sus instalaciones de ordeño y el sistema de manejo de efluentes. La crianza de terneros.

Circuito agrícola: Ensayos de cultivos de invierno y fertilización con efluentes. Y una aproximación al problema de los bordes urbano rurales, a través de la demostración de la diversidad de flora espontánea y la fauna benéfica existente en las borduras in situ.

Nos une el ambiente, una parada en la calicata, para reforzar la importancia del suelo y los datos agrometeorológicos en la producción y gestión agropecuaria.

25 de 4.

Las 25 escuelas que nos acompañaron hoy pertenecen a 4 provincias. 20 de ellas a la de Santa Fe, en las localidades de Bigand, Ceres, Emilia, Empalme, Esperanza, La Brava, La Camila, Laguna Paiva, Landeta, Malabrigo, Ataliva, María Juana, Pedro Gómez Cello, Ricardone, Sa Pereira, San Cristóbal, San Justo, Santo Domingo, Suardi y Villa Saralegui. Las 3 escuelas de Entre Ríos son de Federal, Almafuerte y Oro Verde, la de Córdoba de Colonia Vignaud y la de Santiago del Estero de Colonia Romelia.


Acá, todas las fotos.

Referencias

Localización geográfica:
    • Argentina
    • Santa Fe
    • Rafaela
Personas mencionadas: Maria Rosa Graciela SCALA, Carlos Ruben CALLACI, Cristian Francisco LEON GIACOSSA, Graciela Teresa STEGMAYER Félix Garnero, Germán Falo, César Faurie, Germán Bottero, María Elena Fioramonti, Marcelo Ortenzi